blog

Día Blanco de ski, descubrir un deporte entre amigos

Ski Club Noroeste, el 2 de Febrero de 2016

Hace ya varios años que la conocida como “Semana Blanca” desapareció de los calendarios españoles. Fechas que, en el mes de Febrero, muchas familias, colectivos y colegios aprovechaban para realizar viajes organizados de esquí. Con su eliminación, muchos de estos viajes de esquí se perdieron para siempre, mientras que otros tuvieron que ser reubicados de alguna manera. Los colegios, por su parte, comenzaron una práctica que cada vez se va extendiendo más, más allá de los viajes de esquí para grupos escolares, con las subidas a la sierra en los denominados Días Blancos. Pero, ¿qué es un Día Blanco para colegios?

Un Día Blanco de esquí para colegios es una oportunidad más que perfecta para acercarse a conocer y descubrir todo lo que el mundo del esquí puede ofrecer a los chavales. Sea cual sea la edad, siempre es bueno pasar un día de convivencia en la naturaleza con los compañeros escolares, y más aún si es haciendo deporte todos juntos. Los Días Blancos se plantean como una excursión de un día en el que llevamos a cabo las rutinas que tendríamos en cualquier viaje de esquí organizado. La subida en autocar, organización y distribución del material, separación por grupos, clases, descansos, comida… Todo cabe dentro de la organización propia del Club o Escuela de Esquí escogido para tal efecto.

Realizar este tipo de día convivencial en la nieve supone una gran cantidad de efectos beneficiosos para los niños. Para empezar, este tipo de convivencias refuerzan siempre los lazos de conexión y convivencia de los grupos de niños y niñas en edad escolar. Además, centrándonos más en la práctica del esquí, estamos ante una oportunidad única de descubrir un deporte para la mayoría desconocido y alejado. Este puede ser el punto de partida, para muchos niños, de la aparición de un nuevo hobby o actividad extraescolar, tan beneficioso o más que las más habituales de ellas. El esquí es un deporte que implica compañerismo, superación propia, destrezas y habilidades particulares, esfuerzo individual y colectivo, interacción con el medio ambiente, disciplina… Convirtiéndolo en una de las actividades más completas que los menores pueden encontrar, en un marco de convivencia con compañeros y naturaleza como pocas otras actividades aptas para cualquier edad.

El esquí se presenta como un deporte cercano a lo exclusivo, pero nada más lejos de la realidad. La realización de este tipo de jornadas escolares o Días Blancos es tremendamente económico para las familias que desean que sus retoños conozcan de primera mano esta recomendable experiencia. Además, para muchas familias familiarizadas con este deporte, puede ser un punto de partida ideal a la hora de enganchar a sus hijos con esta actividad, ya que realizarla entre amigos en una jornada escolar tan diferente como esta les atraerá más que de ninguna otra manera.

Los Días Blancos para colegios son, pues, una salida escolar más que recomendable, llena de acción, deporte, convivencia, naturaleza, formación y diversión, cumpliendo de este modo con todos los requisitos que las excursiones escolares precisan y atrayendo a los alumnos hacia un deporte único como el esquí. Del mismo modo, tros colectivos pueden apuntarse a este tipo de actividades, y es común la realización de Días Blancos de esquí para grupos de Ayuntamientos, Asociaciones, Clubes recreativos y demás.




Volver al Blog